LA NATURALEZA ES UN LIBRO QUE ESTÁ DISPUESTO A SER CONOCIDO




La familia de los gatos, Felidae se divide en cuatro subfamilias: Proailurinae, Machairodontinae, Felinae y Pantherinae. Estos últimos son quizá los gatos más conocidos por todos, pues incluyen a los “grandes gatos” como los jaguares, tigres, leones y leopardos. Incluyen además algunas formas extintas que son menos conocidas como el león americano y el león de las cavernas eurasiático, entre otras. Hablando de leones, le decimos león al menos a tres formas de gatos, el león africano y los leones previamente mencionados.

 

Resulta ser que león no es un término científico propiamente dicho, sino un nombre comúnmente usado para gatos que sean morfológicamente similares a los leones modernos. Como fuere, en 2011 se publicó el hallazgo del panterino más viejo conocido y con este, la filogenia de esta subfamilia. Saltan a la vista dos cosas impresionantes, uno: el panterino más viejo conocido es en realidad un primo cercano del tigre moderno, lo que implica que el grupo de los “leones” y el de los “tigres” han estado evolucionando de forma independiente durante millones de años, y dos: el grupo de los “leones” incluye animales que no llamamos leones. Al parecer el miembro más antiguo de este grupo es el jaguar (Panthera onca), seguido por una sucesión de “leones”, el león americano (Panthera atrox), el león de las cavernas (Panthera spelaea) y un grupo de especies hermanas que para sorpresa incluye: al león africano (Panthera leo) y 3l leopardo (Panthera pardus)!

clash_of_the_ice_age_beasts_by_deskridge-d6f95uf

Esto implica que el león moderno está más cercanamente emparentado a los leopardos que a los “otros leones”, lo que sugiere que los leopardos son en realidad una especie de “león modificado”. Y si les prestamos atención veremos que en realidad son muy, pero muy similares a los leones (salvo claro en las manchas). Ahora bien, los leones juveniles son conocidos por presentar manchas similares a las de los leopardos y que los jaguares están moteados, esto podría sugerir que en realidad los “leones” prehistóricos eran más similares a jaguares y leopardos y que los modernos melenudos africanos sufrieron una transformación reciente que les “quitó las manchas”. No por nada el leopardo es un león-pardo.

EVIDENCIAS:
– Fósiles de distintos panterinos
– Estudios de parentesco entre los panterinos
– Estudios moleculares
Categoria: Sabías Que

Deja una Respuesta