LA NATURALEZA ES UN LIBRO QUE ESTÁ DISPUESTO A SER CONOCIDO




Cuevas subterráneas, pinturas rupestres y restos arqueológicos de indígenas Kawésqar, fueron hallados en isla Diego de Almagro. Estudian posible postulación para ser Patrimonio de la Humanidad.

El hallazgo de más de 20 cuevas subterráneas en la Patagonia chilena, algunas de 50 metros de largo y con galerías de 200 metros o más de recorrido, fue presentado por un grupo de 35 científicos franceses y chilenos del Centre Terre y la Federación Francesa de Espeleología, tras una investigación que estuvo enfocada en la isla Diego de Almagro, a 150 kilómetros de Puertos Natales y que se caracteriza por la alta presencia de rocas caliza.

Se trata del resultado de más de 15 años en que este grupo ha explorado cuatro islas calcáreas de los archipiélagos de la Patagonia chilena a lo largo de seis expediciones sucesivas, logrando descubrir los glaciares de mármol, “cometas de roca”, las cavidades más grandes de América del Sur, nuevas especies animales y huesos de ballenas prehistóricas hallados en una cueva gigante.

Actualmente en nuestro país solamente existen dos puntos donde se pueden encontrar estos tipos de piedra caliza, y por tanto, se presume, cuevas subterráneas de gran estructura. Sin embargo, de estas zonas, hasta el momento sólo se conoce un tercio del territorio, por lo que todavía podrían haber varios descubrimiento, todo lo que reafirma el potencial turístico de la Patagonia Chilena y particularmente del turismo arqueológico en la zona.

Dentro de las estructuras más llamativas de las más de 100 cavernas que visitaron, los científicos encontraron una cueva vertical de 200 metros de profundidad, otra de tipo horizontal con un desarrollo de aproximadamente 1.500 metros, además de un sifón, una cueva inundada de agua, con una profundidad máxima de 40 metros con otros 700 de desarrollo.

Además, se descubrieron pinturas rupestres y restos arqueológicos de indígenas Kawésqar, que fueron los primeros habitantes de estas islas.

Patrimonio de la Humanidad

Los científicos comenzaron en enero de este año esta nueva fase de su investigación, cuando partieron en barco desde el sur de nuestro país con las más de 20 toneladas de material que necesitaban llevar hasta la isla Diego de Almagro. Esta isla está ubicada en el extremo sur de Chile, expuesta a vientos de constante fuerza, con un nivel de precipitaciones de los más altos del mundo y se trata de un territorio desierto, protegida por acantilados, crestas escarpadas y también por bosques impenetrables.

A partir de ahora, la investigación de estos puntos quedará en manos de la CONAF, quienes deberán investigar una serie de pinturas rupestres de la cultura Kawésqar que fueron descubiertas por los científicos, junto con algunos pequeños huesos de animales presentes en algunas cuevas.

Este punto además es de interés para otras organizaciones como la Unesco, que se espera reconozca eventualmente tanto la isla Diego de Almagro como la isla Madre de Dios como Patrimonio de la Humanidad. Esto contrasta con el informe que elaboró la propia Unesco respecto del poco cuidado y preocupación de Chile por Valparaíso, ciudad que ya goza de ese estatus y que podría perderlo de no asumir un mayor compromiso con la recuperación de su casco histórico.

 

http://arqueologiacallejera.wordpress.com/2014/05/08/importante-descubrimiento-en-patagonia-chilena-incentivaria-el-turismo-arqueologico/

Categoria: Sabías Que

Deja una Respuesta